Ya tenemos una primera prueba del Volkswagen T-Roc, aunque próximamente os traeremos otra. ¿Otra? Sí, la prueba completa del nuevo SUV alemán, cuando tengamos la oportunidad para ello, porque esto fue una toma de contacto durante la presentación nacional del modelo en Madrid. Y la unidad que probamos era el T-Roc 1.0 TSI 115 CV gasolina.

Más adelante, como comentábamos, tendremos la oportunidad de hacer una prueba del Volkswagen T-Roc completa, con más tiempo para evaluar al detalle al pequeño SUV alemán que acaba de aterrizar al mercado, y que busca enfrentarse al Audi Q2 y el Opel Mokka X, principalmente, aunque es también rival de otros modelos.

volkswagen t roc

Primeras impresiones – Prueba del Volkswagen T-Roc

Acudimos al evento de presentación para hacer la prueba a nuestra manera, en vídeo, que es como las hacemos desde tiempo atrás. Así que no te pierdas lo que grabamos. En cualquier caso, y como resumen de aquella jornada, nos llevamos unas muy buenas primeras impresiones del nuevo Volkswagen T-Roc.

Escogimos el 1.0 TSI 115 CV a propósito, por ser un motor pequeño de precio más accesible. Y en cuanto a él, sobra decir que es una opción más que válida, y más que recomendable, sin tener que llegar al 150 CV que tiene un consumo algo superior y que, evidentemente, tiene unos precios más elevados.

Pero lo que más nos gustó en esta prueba del Volkswagen T-Roc, indudablemente, fue su chasis. Aunque algo más alto que un Volkswagen Golf, se basa en la misma plataforma MQB del Grupo Volkswagen y tiene unas dimensiones muy similares. Se siente ligero y muy estable. Manejable en ciudad, y muy comunicativo fuera de ella, con un comportamiento noble.

¿Otro aspecto a destacar? Sin ningún tipo de dudas, su deportivo diseño con una luneta posterior de caída pronunciada, y una trasera ligeramente saliente. Es curioso, porque Volkswagen ha conseguido darle una silueta mucho más estilizada, pero tiene más capacidad de maletero que sus principales rivales.