El Volkswagen Tiguan Allspace 2021 es una renovación del mismo modelo de 2018 y, en realidad, no es más que una ‘puesta al día’ que sigue los pasos que ya se llevaron a cabo con la renovación más reciente del Tiguan. No es extraño, en tanto que el Volkswagen Tiguan Allspace 2021 es, a fin de cuentas, la versión de 7 plazas del SUV alemán. Que además de contar con 7 plazas, también tiene una carrocería más larga para un habitáculo más amplio.

El Volkswagen Tiguan Allspace 2021 mide ahora 22 mm más de largo, llegando hasta los 4,72 metros. Por su parte, el Tiguan mide 4,50 metros de largo; y la diferencia entre un modelo y el otro está en que el Tiguan Allspace mide 11 centímetros más que corresponden a la distancia entre ejes, y otros 10,5 centímetros adicionales de voladizo trasero. Tanto una diferencia como la otra, en sus medidas, afectan al espacio interior y son lo que hace posible que cuenta con 6 plazas y sea un rival directo para modelos como el Peugeot 5008 o el SEAT Tarraco, entre otros.

¿Qué hay de nuevo en el Volkswagen Tiguan Allspace 2021?

Con este lanzamiento, la marca alemana ha introducido novedades estéticas en el Volkswagen Tiguan Allspace 2021. Concretamente se han estrenado unas nuevas ópticas delanteras que, como opción, pueden contar con la tecnología IQ Light LED; un sistema de iluminación matricial con 24 diodos LED con encendido selectivo automático. Se ha introducido también una tira de iluminación encajada en la propia parrilla delantera y, cómo no, se ha aprovechado la renovación del modelo para ponerle el nuevo logotipo de la marca, que ya está disponible en otros muchos modelos de Volkswagen.

Todos los cambios son herencia de la versión de cinco plazas, el Volkswagen Tiguan estándar. Incluyendo el nuevo diseño de la consola central o las tecnologías de asistencia a la conducción como Travel Assist, que combina el programador de velocidad activo y la tecnología de mantenimiento en carril. Como en el Tiguan estándar, ahora el sistema de climatización está integrado en la pantalla y cuenta, por tanto, con controles táctiles. Y, como opción, el modelo se puede configurar con un equipo de sonido de alta fidelidad firmado por Harman Kardon, equipado con nueve altavoces y una potencia de 480 W.

La gama de motores se mantiene igual que estaba anteriormente, de modo que se podrá configurar con los tres motores gasolina que ya conocíamos y también en versiones diésel 2.0 TDI de 150 y 200 CV. Tampoco varían las configuraciones mecánicas restantes; es decir, que seguirá estando disponible con tracción delantera y tracción a las cuatro ruedas, en función de la motorización escogida, y en combinación con transmisiones manual de seis velocidades y automática, de doble embrague, de siete relaciones.

Desgraciadamente, la versión eHybrid, híbrida enchufable con 245 CV, no va a estar disponible en el Volkswagen Tiguan Allspace. Esto, evidentemente, hace que sea una opción algo menos interesante que algunos de sus rivales como el Hyundai Santa Fe de última generación. Pero si no te interesa la electrificación, el Tiguan Allspace sigue siendo uno de los modelos más a tener en cuenta dentro de los SUV de grandes dimensiones.