Si ya es brutal un Nissan GT-R a secas, imagínate cuando sale de la división deportiva Nismo. Es parecido al modelo ‘estándar’, sí, pero este viene con una carrocería más rígida y equipado con un sistema de suspensión más deportivo, amortiguadores Bilstein DampTronic ajustables diseñados para exprimir al máximo los 600 CV que el GT-R Nismo 2017 lleva tanto al eje delantero como al trasero.

Nissan GT-R Nismo 2017 trasera

Se mantienen los 600 CV del bloque motor V6 bitubo de 3.8 litros de cubicaje, vale. Pero el Nissan GT-R Nismo 2017 ofrece un comportamiento dinámico mucho más refinado en su restyling gracias a que, como comentábamos anteriormente, ahora cuenta con una mayor rigidez provista por la carrocería, y el apoyo de los amortiguadores ajustables. Esto anterior, y que además el GT-R Nismo recién actualizado también mejora la carga aerodinámica gracias al rediseño del capó y las taloneras, con un flujo de aire depurado.

Esto es lo nuevo del Nissan GT-R Nismo 2017

Dejando a un lado el motor, idéntico al anterior GT-R Nismo, y la transmisión automática de seis velocidades con doble embrague, que también se mantiene intacta, la rigidez de la carrocería y la depuración de la amortiguación ya son cambios notables. Hay que sumarle que, como comentábamos, se ha optimizado también el flujo de aire con retoques en la carrocería para aumentar la carga aerodinámica, y por supuesto tenemos ahora un nuevo paragolpes frontal construido en fibra de carbono y la parrilla V-Motion que no sólo es de nueva factura en términso estéticos, sino que también está ideada para mejorar la refrigeración de Godzilla.

Así, también en el interior hay cambios que se notan, principalmente, en la calidad. Los asientos Recaro tipo bucket están fabricados en fibra de carbono y tapizados en cuero y Alcántara, con tono de contraste rojo para alimentar esa deportividad estética. En el salpicadero, el volante y el reposabrazos central también encontramos Alcántara, y en la consola central lo que dejamos de encontrar son 16 botones que se han eliminado en pro de una nueva pantalla táctil de 8 pulgadas.