El Jaguar I-Pace Concept es un anticipo del futuro de Jaguar en los coches eléctricos, que llegará y con 500 km de autonomía como este primer prototipo, pero nos hará esperar hasta 2018. Sin embargo, antes de que se lance su primer modelo eléctrico al cien por cien, que previsiblemente será un SUV más pequeño que el Jaguar F-Pace, tendremos modelos híbridos enchufables de parte de la firma británica.

Varios fabricantes han confirmado ya que tendrán su primer coche eléctrico en torno a 2020 y, sin embargo, el grupo británicosí, también Land Rover-, lo tendrán en menos de dos años. Jaguar quiere sumarse a los sistemas de propulsión alternativos y concretamente a los eléctricos, pero antes se sumará a la hibridación con varios modelos híbridos enchufables.

interior-jaguar-i-pace-concept

 

Versiones PHEV sobre modelos de Jaguar actuales

Para el año 2020 pretenden que la mitad de su gama de modelos cuente con versión híbrida enchufable. Es decir, que en el grupo británico, y en este caso más concretamente en Jaguar, van a acelerar el ritmo de lanzamiento de nuevas versiones –por su mecánica híbrida enchufable- basadas en modelos actuales. Lo que no se ha explicado, todavía, es cuáles serán los que cuenten con versión PHEV, aunque es evidente que al menos alguna de sus tres berlinas contará con esta mecánica, y sólo quedan más allá de estas tres el SUV F-Pace y el F-Type.

Desde el grupo británico, y ahora sí que volvemos a incluir a Land Rover, consideran que en 2025 el 20% de matriculaciones serán de coches eléctricos. Y se refieren no sólo al mercado europeo, sino al conjunto también con el mercado estadounidense y el chino. Es precisamente por este motivo por el que su presencia en este segmento de la propulsión alternativa se intensificará en los próximos años, pero arrancarán con los híbridos, y más concretamente apostando por el formato enchufable.