El ‘escándalo Volkswagen, o ‘dieselgate’ tiene su primera consecuencia legal para la multinacional alemana en Europa, y concretamente en nuestro país. Ha sido el juzgado de primera instancia número 12, de Valladolid, el que ha dictado la primera sentencia contra Volkswagen por el problema de las emisiones contaminantes de sus motores diésel, con una indemnización de 5.000 euros para el usuario de un Audi Q5 Quattro.

El propietario de un Audi con motor diésel, concretamente un Q5 comprado en el año 2013, recibirá de parte de Volkswagen Valladolid Wagen y Volkswagen Audi España una indemnización de 5.000 euros. Además de esta suma económica, la compañía y la concesión tendrán que asumir las costas judiciales del procedimiento, en concepto de compensación por los daños y perjuicios ocasionados.

volkswagen dieselgate

El propietario del Audi Q5 afectado por el ‘dieselgate’ pedía más

El Grupo Volkswagen ha infringido según la resolución del procedimiento legal sus deberes de buena fe, y por eso tendrá que asumir las costas judiciales y compensar al usuario con 5.000 euros de indemnización, pero no es lo único que solicitaba en su demanda. Además de esto anterior, justificado por la ocultación de un software fraudulento para la falsificación de los resultados de las pruebas de homologación del modelo, el usuario del Audi Q5 solicitaba un vehículo nuevo igual, o superior.

Este segundo punto ha sido rechazado, igual que se rechazó con el caso del Touareg. Y el Juez ha justificado la resolución del caso, el del Audi Q5, alegando que ‘la reparación implica una manipulación… verificada con secretismo y sin que conste… que no afectará a las prestaciones del vehículo’. Sin embargo, lo cierto es que la KBA alemana es la que ha certificado la solución a las mecánicas 1.2 TDI, así como los 2.0 TDI y faltan únicamente los 1.6 TDI. Por lo tanto, habrá que ver si Volkswagen responde a esta resolución.