De esta carrocería ya hemos hablado varias veces, pero nunca para hablar del modelo original que la usa. Hasta ahora hemos tenido noticias del Tesla Roadster y de su principal rival, el Detroit Electric SP:01. Ambos modelos eléctricos, para dejar clara su ligereza (1350 kg en el caso del Tesla) tomaron la carrocería del Lotus Elise, uno de los deportivos que menos peso arroja en la báscula y con el que se demuestra la frase que muchos defienden: es mejor un kilo menos que un caballo más.

Lotus Elise

El Lotus Elise es el deportivo ligero por excelencia

De cara al próximo año, la marca inglesa ha presentado dos nuevas versiones del Lotus Elise, el Sport y el Sport 220. El más básico de los dos, el Lotus Elise Sport, viene a sustituir al Elise 1.6, y han conseguido reducir su peso en 10 kg, ahora pesa un total de 866 kilos, mientras que el nuevo Lotus Elise Sport 220 que releva al Elise S, detiene la báscula en los 914 kilos.

La parte mecánica no ha cambiado y continúan usando los mismos motores que hasta la fecha. El Lotus Elise Sport mantienen el bloque de 1.6 litros que entrega una potencia máxima de 136 cv y un par motor de 159 Nm lo que le permite acelerar de 0 a 100 en 6,5 segundos.

Por otro lado, el Lotus Elise Sport 220 monta un motor de 1.8 litros y 217 cv, con un par motor de 250 Nm, con lo que sus prestaciones son sensiblemente mejores, como se ve en que tan solo necesita 4,6 segundos para alcanzar los 100 km/h saliendo desde parado.

Lotus Elise

A nivel estético ambos modelos están disponibles en diez colores exteriores: Signature Grey, Metallic Black, Metallic Orange, Metallic Grey, Metallic Silver, Metallic White, Metallic Blue, Metallic Green, Solid Yellow y Solid Red. De serie se ofrece con llantas de 16 pulgadas para el eje delantero y de 17 pulgadas para el eje trasero junto con el difusor trasero de color negro. En el interior encontramos unos asientos deportivos ligeros, disponibles en alcantara, cuero o tartán clásico.

Los precios en el Reino Unido arrancan en las 29.000 £ (unos 39.000 €) para el Lotus Elise Sport, hasta los 36.500 £ (unos 48.700 €) para el Elise Sport 220. Estarán disponible a partir de diciembre.