El lavado de cara del Porsche 911 GT3 RS, más orientado al conductor que nunca, está programado para debutar en el Salón del automóvil de Ginebra 2018. Llega con nuevo color y unas prestaciones de auténtico vértigo, mejorando al actual GT3.

Un GT3 más radical

El nuevo 911 GT3 RS, da un plus a todo lo que nos ofrece el actual GT3. La potencia pasa de los 500 CV del GT3 a los 520 CV de esta versión GT3 RS. La potencia es desarrollada por un motor de 4 litros de cilindrada con aspiración natural.

De las cifras de par todavía no tenemos constancia, pero se presupone que superarán los 460 Nm de par del actual Porsche 911 GT3. Sólo estará disponible, de momento, acompañado de una caja de cambios automática PDK, con una preparación más veloz aún.

Estas increíbles cifras nos llevarán a conseguir unas prestaciones de auténtico infarto. El 0 a 100 lo hará en 3.2 segundos, mientras que la velocidad máxima que puede alcanzar será de 312 km/h.

Nuevo color «verde mamba»

Una de las novedades estéticas de este nuevo Porsche 911 GT3 RS, es el nuevo color verde mamba. Inspirado en las mambas verdes, serpientes muy venenosas que se encuentran en África.

Es un coche de carreras para circular por la calle, pero tiene toda la esencial del Porsche más radical. El capó que cuenta con dos conductos NACA para darle un aspecto más deportivo si cabe. La parte trasera no varía en exceso a lo que solemos ver en el GT3 convencional, donde el alerón trasero y un agresivo difusor ocupan toda la trasera.

También podemos observar unos faros delanteros, algo distintos a los habituales de 4 LEDs, con dos LEDs puestos en formato vertical. Mientras que los pilotos traseros no varían respecto a otros GT3.

Las ruedas delanteras son 20 pulgadas y están envueltas en unos neumáticos con medidas 265/35. Mientras que las gomas traseras son más agresivas, 21 pulgadas con medidas 325/30.

Por último, el Porsche 911 GT3 RS 2019 también tiene algunos extras como son: los cinturones de seguridad de seis puntos y una jaula antivuelco.