La italiana propone el nuevo Fiat Tipo como sucesor del Linea en la categoría de berlinas, con un modelo que alcanza los 4,54 metros de largo y, aunque esta versión encaja en el segmento C, se utilizará también para una carrocería familiar y otra versión hatchback. Todos ellos tomando como punto de partida un diseño en el que predomina un atractivo y agresivo frontal y, en un punto de vista más global, una línea suave y convincente, sin grandes arreglos más allá de esta atractiva delantera.

Estéticamente convincente, como adelantaba, con una línea lateral sobria y una trasera que hereda este rasgo, pero al mismo tiempo un frontal agresivo, con personalidad propia y determinación. Y si este no fuera un conjunto suficientemente atractivo, como en la unidad que hemos probado, unas llantas de 17 pulgadas con cinco dobles radios que le sientan de maravilla. Pero lo mejor del Fiat Tipo, evidentemente, no está en su diseño –que también- sino en lo que seguimos contándote.

fiat tipo motor

Cómo se comporta su motor

El 1.6 MultiJet de 120 caballos de potencia es la opción más alta en su catálogo, y es un diésel holgado para este modelo. Una potencia más que suficiente para la orientación del modelo, con consumos comedidos y un comportamiento brillante. En nuestra prueba, en un uso por carretera hemos mantenido la media en 4,9 litros / 100 km, que no es la marca homologada pero sigue siendo una cifra más que correcta, aunque fácilmente nos iremos a los 6 l/100 km en uso urbano, y por carreteras de montaña dándole algo de vida nos ha devuelto unos 7,6 l/100 km.

La clave en este punto, sin embargo, es que el Fiat Tipo, con este motor, es capaz de mantener un ritmo excelente en cualquier tipo de carretera y circunstancia, sin sacrificar en consumo, y haciéndonos disfrutar de buenas recuperaciones, aunque con un recorrido de aguja algo corto, y cómo no, especialmente hasta que llegamos a la quinta de seis velocidades. Un punto criticable, más que nada por buscar alguna debilidad, es el ruido del motor. Molesto no, pero sí vamos a notar un zumbido constante cuando estamos en carretera, a pesar de que la insonorización está muy conseguida en el Tipo, y los sonidos del exterior no se filtran más que esta constante del motor.

Un interior correcto y espacioso, ¿un coche ‘lowcost’?

Es evidente que el Fiat Tipo está planteado para convencer a un público que busca un coche más barato y, por tanto, está dispuesto a sacrificar en ciertas calidades. Pero en este punto el Tipo cumple en sobremanera, y en el puesto de conducción encontramos volante y cambio en piel, con una calidad más que correcta, y unos plásticos de salpicadero perfectamente fijados y con una textura agradable, igual que en el recubrimiento de las puertas, con molduras de buena textura y tacto, algo atípico en un coche de este precio, que te lo dejaremos al final.

fiat tipo interior

El puesto de conducción tiene todos su mandos dispuestos exactamente donde esperas, salvo los controles del sistema de audio que están justo detrás del volante, y en la consola central nos encontramos con una buena organización, y ‘limpia’ de botones innecesarios encabezada por su pequeña pantalla táctil. Aquí sí estamos ante un coche barato, y aunque con Uconnect y perfectamente preparado para sincronizar el móvil por Bluetooth, usar el navegador GPS o utilizar el completo sistema de infoentretenimiento, la pantalla se antoja excesivamente compacta, y no puede presumir por su calidad de imagen, aunque sí por un control táctil preciso. Funcional, que al fin y al cabo es lo que se pretende.

Y sí hay un punto curioso que destacar, y en este caso en su contra. Si queremos apagar la pantalla de la consola central, bien sencillo, tenemos un botón dedicado. Ahora bien, si queremos reducir el brillo del cuadro de instrumentos, algo esencial cuando circulamos de noche, entonces vamos a tener que navegar entre sus decenas de opciones, con los fácil que habría sido disponer de otra botonera dedicada, como en modelos anteriores de la casa italiana.

Pero centrándonos de nuevo en el grueso de su interior, amplio y cómodo, con el asiento del conductor regulable con reglajes manuales en altura y un ajuste eléctrico para los riñones. Plazas traseras espaciosas y, en definitiva, volvemos a la realidad de un vehículo práctico, y muy apto para familias. Ahora bien, aunque Fiat presume de poder montar tres adultos de metro ochenta en las traseras, lo cierto es que tenemos espacio de sobra para dos adultos, pero para tres ya es ‘otro cantar’.

A todo esto hay que sumarle, en la unidad probada, tecnologías interesantes como la asistencia de salida en pendiente, los sensores de aparcamiento o la propia cámara trasera dedicada a ello, así como el climatizador de doble zona y otros ‘decoros’ del equipamiento más completo. En definitiva, un conjunto que perfectamente sirve para plantar cara a sus rivales, a pesar de dejarse por el camino otros puntos de confort como el ajuste eléctrico o los asientos calefactables.

fiat tipo trasera

Comportamiento soberbio y un precio excepcional

No se puede revisar el Fiat Tipo sin tener en cuenta su precio, y en este caso estamos ante una berlina económica que sorprende por la calidad de sus acabados y se presenta superior a lo que, según el precio de catálogo, se esperaría para un modelo así. Pero esto viene de la mano de un motor holgado para él, en el caso del 1.6 MultiJet de 120 caballos que hemos probado, y que nos permite una amplia autonomía con sus 45 litros para el depósito de combustible.

Con sus 520 litros de maletero está por encima de sus rivales, y por su precio es una opción más interesante. Pero la clave de este ‘lowcost’ es que os ofrezca una experiencia de conducción sobresaliente, con un comportamiento soberbio en carretera e incluso prestándose ágil en recorridos urbanos. Y esto no extraña heredando el botón City, que endulza aún más su dirección asistida hasta los 50 km/h y nos deja maniobrar o aparcar con mucha más facilidad.

662x372a_17182629ascauto

La unidad del Fiat Tipo que hemos probado y de la que hablamos en este artículo, cedida por el concesionario Ascauto, tiene un precio de 15.800 euros. Incluye descuentos aplicables.