¿Audi e híbrido? Estas son las opciones que puedes comprar

La normativa exige que los fabricantes de coches reduzcan las emisiones contaminantes de sus modelos, y Audi, dentro del Grupo Volkswagen, está haciendo exactamente esto y desmarcándose como referencia. Lo está haciendo con una tecnología clave, aunque no es la única: los mild hybrid y los híbridos enchufables. Unos son ‘microhíbridos’ y los otros híbridos puros, pero ¿cómo son estas tecnologías, y qué modelos te puedes comprar ahora mismo?

Mild Hybrid y TFSIe

Los mild hybrid cuentan con un sistema eléctrico de 12V en los modelos con motor de cuatro cilindros, y de 48V en el caso de modelos con bloque de seis o más cilindros. Se diferencian de un ‘coche normal’ en que incorporan un alternador motor de arranque por correa que sirve para alimentar el sistema eléctrico principal, con una batería de iones de litio. Esto ya está disponible en los Audi A4, A5, A6, A7, A8, Q7 y Q8 en todas sus mecánicas y en los Q3, Q3 Sportback y Q5, pero únicamente en los 1.5 TFSI 150 CV S Tronic, así como los 2.0 TFSI 245 CV S tronic quattro.

La tecnología TFSIe, sin embargo, tiene un sistema eléctrico más completo y capaz. Junto al motor gasolina turboalimentado, con inyección directa, hay un motor eléctrico integrado directamente en la transmisión y conectado a una batería de iones de litio. Esto significa que podemos conseguir unas mejores prestaciones por la entrega inmediata del par, por parte del motor eléctrico, pero también 40 km de autonomía eléctrica pura, reduciendo a cero las emisiones contaminantes.

Con la tecnología TFSIe te puedes comprar el Audi A3, el A6, el A7 Sportback, el A8 o el A8 L, el Audi Q5 y el Q7, todos ellos disponibles en Audi Canarias. Así que, tanto si te interesa un mild hybrid para disponer de la etiqueta ECO de la DGT como si quieres una tecnología más completa, como es la de un híbrido enchufable que pueda circular en modo 100% eléctrico, dispones de una y otra opción en el catálogo de Audi.

¿Qué interesa más, mild hybrid o híbrido enchufable?

Depende. La tecnología mild hybrid se diferencia de los híbridos en que, aunque cuenta con un complejo y completo sistema eléctrico, no deja de ser más simple. Y que, por supuesto, no tiene opción de mover el coche por sí solo, sino únicamente de funcionar como ‘apoyo’ al sistema de combustión tradicional para reducir las emisiones contaminantes y los consumos.

Un sistema híbrido, sin embargo, es el que sí cuenta con la tecnología eléctrica suficiente como para mover el coche por sí solo, con independencia del motor térmico. Y en el caso de los enchufables, como es la gama TFSIe de Audi, además podemos cargar la batería de forma externa, conectando el vehículo a una toma de red doméstica. La ventaja es que, si vamos a hacer pocos kilómetros al día, de manera habitual podremos usar el coche como si fuera un eléctrico puro y reducir, y mucho, nuestro gasto en respostaje.

Por lo tanto, elegir entre mild hybrid y TFSIe depende del uso que vayas a darle al vehículo. En ambos casos cuentas con un motor térmico ‘de los de siempre’, para poder hacer viajes de larga distancia sin problema alguno y con prestaciones mejoradas gracias al sistema eléctrico. Pero en un TFSIe, que es un híbrido enchufable, tienes un sistema eléctrico bastante más capaz.