En el Estado de Maryland, más concretamente en Baltimore, un conductor ha chocado con la Policía por ir jugando a Pokémon Go mientras conducía, algo que lamentablemente hacen muchas más personas. Pero no sólo en el coche, sino también en bicicleta y circulando por la carretera, que a fin de cuentas es poco más de lo mismo, una grave irresponsabilidad. Y en este caso, el del chico de Baltimore, la ‘hazaña’ del joven ha sido grabada por la cámara del propio Policía.

Si no conoces cómo funciona el videojuego Pokémon Go –porque evidentemente habrás oído hablar de él-, te basta con saber que los jugadores tienen que recorrer distancias reales para conseguir criaturas. Y claro más rápido es ir en coche que andando, motivo por el cual se están cometiendo este tipo de irresponsabilidades. Otros jugadores más responsables, sin embargo, optan por ir con un amigo y mientras él conduce, desde el asiento del copiloto utilizan Pokémon Go. Pero no es el caso del chico de este vídeo.

A pesar de que iba acompañado de otros jóvenes, es decir, que bien podrían haber cogido el teléfono del conductor cualquiera de los demás pasajeros, el conductor iba jugando a Pokémon Go mientras conducía, y esos instantes de distracción conduciendo han sido suficientes para no ver lo que tenía delante: un coche de Policía.

Seguimos usando el móvil al volante, da igual Pokémon Go o WhatsApp

Da igual si es WhatsApp, Pokémon Go o cualquier otra aplicación, el caso es que prestar atención al teléfono móvil es dejar de prestar atención a la carretera, y por tanto dejar de percibir los riesgos en nuestro entorno durante la circulación. En este caso, además, el obstáculo que el conductor no vio por estar pendiente de Pokémon Go fue un coche de Policía, y para suerte del resto de conductores irresponsables la cámara del Policía estaba grabando todo lo que ocurrió. Y digo suerte porque de esta manera podemos ver lo estúpido que es ir jugando a Pokémon Go en el coche, o ir utilizando WhatsApp, y el riesgo que supone. Ahora bien, más suerte ha tenido de que nadie ha salido herido.