La Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (Semergen), la de Neumología y Cirugía Torácica (Separ) y la de Medicina de Tráfico (SEMT) han pedido mediante carta a la Dirección General de Tráfico (DGT) que ponga en marcha algún plan de concienciación de conductores con el fin de que eliminen el hábito de fumar en el coche incluso si es necesario mediante una prohibición expresa.

La doctora Esther Redondo, coordinadora del grupo de trabajo de Actividades Preventivas de Semergen, subraya que el consumo de tabaco afecta a la capacidad refleja, motora y cognitiva del conductor y puede ocasionar accidentes de tráfico.

Además, Fernando Pérez, presidente de la SEMT, fumar en el coche perjudica la salud del propio conductor y disminuye su capacidad de concentración, ya que puede ocasionar cefaleas, cansancio, fatiga, elevación de la presión arterial y mala oxigenación. Sin olvidar el daño que puede ocasionar a los acompañantes, fumadores pasivos, en un espacio tan pequeño.

Los riesgos que supone fumar al volante no se quedan aquí ya que fumar es una actividad que conlleva riesgo de distracciones al volante, un motivo presente en el 32% de las víctimas por accidente de tráfico en 2017. Al mismo tiempo, obliga a perder el contacto visual con la carretera, motivo relacionado en el 60% de los accidentes de tráfico.

Encender un cigarrillo nos distrae más de 100 metros

Las distracciones mientras se fuma son varias. Para empezar, el tiempo medio para encender un cigarrillo es de aproximadamente 4,1 segundos. Traducido a una distancia que podamos entender, si circulamos a 100 km/h, en ese tiempo habremos recorrido un total de 113 metros, más de la longitud de un campo de fútbol. Y todo con una mano ya que con la otra estaremos sujetando el encendedor.

Una vez encendido el cigarrillo y hasta que se haya consumido completamente, este permanece entre los dedos del conductor por lo que no puede cerrar completamente la mano entorno al aro del volante, con lo que la sujeción frente a imprevistos no es la óptima, impidiendo reaccionar de forma correcta.

Es por ello que el doctor Carlos Jiménez, presidente de Separ, declaraba que no fumar en el coche redundaría en una mejora de la salud y en un incremento de la seguridad vial.