Llevamos algunas semanas hablando del Skoda Kodiaq vRS, la versión deportiva del SUV checo que está preparádose para su lanzamiento. Ahora, ya podemos confirmar con qué motor contará, tras multitud de ocasiones habiendo visto su diseño deportivo en fotos espía. El Skoda Kodiaq vRS alcanzará hasta los 240 CV de potencia máxima gracias al motor 2.0 biturbo, diésel, que ya se utiliza en el Volkswagen Tiguan.

El Skoda Kodiaq vRS, que se mantiene en desarrollo, debería estrenarse en sociedad durante el Salón del Automóvil de París que se celebrará a finales de año, el próximo mes de septiembre. De momento lo hemos visto ya en varias fotos espía, en las cuales aún oculta los detalles sobre su diseño, pero ha revelado algunos detalles importantes. Lo que no sabíamos era el motor con que contaría, y su potencia.

240 caballos para el Skoda Kodiaq vRS 2019: lo veremos en el Salón de París

El mismo motor, este diésel 2.0 biturbo de 240 CV de potencia, es el que se espera llegue al Octavia vRS 2020, que se espera se estrene durante el próximo año, algunos meses después que el Kodiaq vRS que nos ocupa.

En el caso del Tiguan, este 2.0 BiTDi viene asociado a la tracción a las cuatro ruedas 4Motion, y entregando nada menos que 500 Nm de par máximo. De esta manera, el Tiguan ofrece cifras como un 0 a 100 km/h en tan solo 6,5 segundos. Por otro lado, otra cifra que debería heredar el Kodiaq vRS son los 230 km/h de velocidad punta que tiene el Tiguan con el mismo motor. El único problema está en ese pequeño extra de peso del Kodiaq.

El Skoda Kodiaq vRS contará también con DCC, suspensión adaptativa del Grupo Volkswagen, con varios modos de conducción: Eco, Comfort, Normal y Sport. Ahora bien, a estas alturas no sabemos todavía si se mantendrán los modos de conducción offroad. Tendría bastante sentido prescindir de ellos, en tanto que esta versión tiene una inclinación deportiva.

fuente