No será hasta el próximo 30 de agosto cuando conoceremos la versión de producción del primer vehículo eléctrico de Audi, el esperado Audi e-tron. La presentación tendrá lugar durante el segundo evento anual de la marca alemana, el Audi Summit, y que tendrá lugar a finales de agosto en Bruselas.

Y es que precisamente Audi ha escogido la capital belga para la presentación de su nuevo vehículo debido a que será fabricado en la factoría que tiene allí. Será también el mismo lugar en el que se empezará a producir a finales del año que viene el futuro Audi e-tron Sportback, una versión coupé del SUV que llegará en 2019.

No ha sido la única sorpresa que ha desvelado Audi ya que también tiene previsto, ya para 2020, la puesta en la calle del Audi e-tron GT, del cual hasta la fecha no habíamos escuchado ningún dato pero que las propias fuentes apuntan a que será desarrollado por la división Sport de Audi con el fin de crear su primer deportivo cien por cien eléctrico.

Objetivo: 800.000 vehículos eléctricos para 2025

Audi se ha fijado el objetivo de que para 2025, deberá ser capaz de vender anualmente un total de 800.000 vehículos eléctricos. Si tenemos en cuenta que en 2017 vendió un total de 1.878.100 unidades, estaríamos hablando de prácticamente la mitad de su producción en un año.

Para ello, en 2025 Audi contará al menos con una versión electrificada de cada uno de sus modelos. El primer paso lo dará precisamente este año, con la llegada del Audi e-tron del cual ya se pueden hacer pedidos desde hace algunas semanas.

A falta de más datos oficiales, sabemos que el Audi e-tron contará con una autonomía de 400 km en ciclo WLTP. En el prototipo, se instalaban tres motores eléctricos: uno en la parte delantera y dos en la parte trasera. Probablemente en la versión de producción sólo cuenta con dos, uno delante y otro detrás. La potencia combinada debería estar aproximadamente en los 430 cv con la posibilidad de alcanzar, de forma momentánea, hasta cerca de 500 cv. Por supuesto, la tracción será a las cuatro ruedas.

La batería tendrá una capacidad de 95 kWh y gracias a que aceptará recargas de 150 kWh a través de la red de carga Ionity, en 30 minutos podremos ya disfrutar de una recarga cercana al 80%. El tamaño del e-tron estará situado a medio camino entre el Audi Q5 y el Q7.

Sobre los otros dos modelos anunciados por Audi, el Audi e-tron Sportback y el Audi e-tron GT, sólo hay datos del primero ya que se mostró un prototipo de él en el Salón de Shangai. Del segundo, el Audi e-tron GT, los alemanes lo han definido como un compacto premium. ¿Será un A3 deportivo eléctrico? El tiempo nos lo dirá.