Estrenado en 2015, el BMW Serie 7 iba pidiendo ya una renovación, y acaba de estrenarse. El nuevo BMW Serie 7 2019 ya es oficial y estrena cambios tanto a nivel de diseño como en mecánicas, equipamiento y, por supuesto, tecnologías. Crece en tamaño, con 22 mm adicionales para llegar hasta 5,12 m en su versión ‘normal’ y hasta los 5,26 m en su versión de batalla extendida con 14 cm más de distancia entre ejes.

El aumento en sus dimensiones permite al BMW Serie 7 2019 ofrecer un espacio interior más amplio, dedicado para los ocupantes de las plazas traseras, a pesar de que tanto el alto como el ancho de su carrocería se mantienen intactos. Y a nivel de diseño, lo que sí cambian son los paragolpes delantero y trasero, las ópticas frontales más rasgadas y los pilotos traseros unidos por una tira LED. Y tenemos una nueva calandra con un 40% más de superficie en la que va encajada un logo también sobredimensionado.

El BMW Serie 7 2019 actualiza su diseño exterior e interior

De la mano de estos cambios en el diseño exterior, el BMW Serie 7 2019 viene con mejoras para la insonorización del interior y una mayor filtración de las vibraciones. En el interior se han introducido nuevos materiales y combinaciones, se han modificado las molduras y se ha introducido una nueva disposición de botones para el volante al tiempo que se ha mejorado Touch Command.

La tecnología da un paso hacia el frente, con el cuadro de instrumentos digital de 12,3 pulgadas o la pantalla de 10,25 pulgadas; y ahora tenemos actualizaciones OTA para el sistema de infotainment y el asistente virtual de BMW integrado gracias a la versión 7.0 del sistema operativo de BMW.

Actualización en los motores del BMW Serie 7 2019

A nivel de mecánica se ha trabajado sobre la firmeza de la suspensión neumática, para adaptarse a los nuevos niveles de potencia. La gama la definen los 745e, 745Le y 745Le xDrive como opciones híbridas enchufables sobre el 3.0 litros de seis cilindros en línea con 394 CV de potencia y una nueva batería de 12,9 kWh de capacidad. Ahora con 50-58 km de autonomía en modo puramente eléctrico.

Tenemos también el 750i xDrive, también en versión ‘larga’ con su V8 4.4 litros llegando hasta los 530 CV con un aumento de 80 CV en su potencia, y el M760Li xDrive con el bloque V12 6.6 litros que se queda ahora en 585 CV. Y en la gama diésel, todo versiones con seis cilindros: 750d xDrive con 400 CV, 740d con 320 CV y 730d con 265 CV; estos últimos, con tracción a las cuatro ruedas en las opciones con batalla extendida salvo la versión de acceso.

 

Fotos del BMW Serie 7 2019