Hasta en las mejores familias, ocurren problemas. Esto también pasa en la Fórmula 1. Equipos que tienen cientos de trabajadores, acaban teniendo sus problemas internos como toda buena familia. Un claro ejemplo de problemas internos, fue lo que sucedió en la temporada 2007 con el equipo McLaren. Por fin hemos conocido la versión de un mecánico que vivió dichos problemas en su propia piel.

¿Cómo ha salido a la luz?

Las declaraciones la ha publicado un ex-mecánico del equipo McLaren de Fórmula 1 que ejercició desde el año 2000 hasta el año 2009 en la escudería de Woking. Actualmente, se encuentra fuera del mundo del «Gran Circo» y trabaja en medios de comunicación.

Dichas declaraciones ha sido publicadas en su libro publicado a finales del año pasado «The Mechanic: The secret world of the F1 pitlane». Aquí desvela muchos secretos del paddock y, sobretodo, del equipo donde trabajó durante más de 9 años.

Además, ha acudido a otros portales de comunicación en los que también ha desvelado datos interesantes, como el portal que dirigen los chicos de «The Grand Tour», donde le han preguntado directamente por ese tan sonado año 2007.

Fernando Alonso tenía razón

Para el que no conozca la historia del año 2007 vamos a hacer un pequeño resumen. En el año 2007, McLaren tenía a los dos mejores pilotos, el mejor equipo y el mejor coche de la parrilla, seguido de cerca por el equipo Ferrari que fue despertando conforme avanzaba la temporada. La temporada acabó con una remontada extraordinaria de Kimi Raikkonen que acabó ganando el campeonato de aquel año. Además, McLaren perdió el campeonato de constructores por problemas de espionaje.

Esta tragedia, donde el equipo McLaren con dos pilotos luchando por el campeonato lo perdió en la última carrera, no fue culpa de otro sino de Ron Dennis, el jefazo del equipo británico.

El propio mecánico ha admitido que Fernando Alonso tenía razón y que existía un favoritismo excesivo por el piloto inglés. Hamilton ese año lo hizo todo casi perfecto, fallando por su falta de experiencia en momentos claves, cosa que Fernando Alonso nunca hubiera hecho.

Esto es algo que en España nos pilló de muy cerca. El suceso más sonado fue el sucedido en el Gran Premio de Hungría 2007, donde el propio equipo McLaren provocó que penalizarán a Fernando Alonso 5 posiciones y pasara de salir 1º a salir 6º, quedando 4º en la carrera, en detrimento de Lewis Hamilton que salió primero y terminó la carrera primero.

Esto, sin duda, ya es agua pasada. La relación entre Fernando Alonso y Hamilton es bastante mejor y se nota que han madurado en lo personal. Esto no quiere decir que Hamilton haya vuelto a ser reticente en que Fernando Alonso sea su compañero de equipo en Mercedes.