Fernando Alonso está disfrutando del cambio de motor. Después de tres años ‘negros’ acompañando a McLaren con el motor Honda, ahora su equipo tiene a Renault como proveedor y, aunque no compiten por los puestos de cabeza, tienen mayor rendimiento y fiabilidad. Así, el piloto español ha conseguido colocarse quinto en la clasificación de pilotos después de solo tres carreras. Pero ahora, en el Gran Premio de China de Fórmula 1, el objetivo es tan solo conseguir entrar en los puntos.

El piloto español partirá 13º en la parrilla de salida de China. De nuevo, la clasificación de este Gran Premio no ha sido buena, o no tan buena como le gustaría a él y a su equipo. En las carreras anteriores han conseguido remontar el resultado del sábado. No obstante, en el Gran Premio de China parece que se conforman con entrar en puntos.

Alonso va al GP de China con la intención de sumar puntos

Son tres posiciones las que, en la parrilla de salida del Gran Premio de China, alejan a Fernando Alonso de acabar en puntos en la carrera del domingo. Después de la sesión de clasificación, el piloto español ha comentado que la posición que ocupan no es representativa porque por el momento no se han hecho suficientes carreras. No obstante, comenta que se ha dado el 100% durante las anteriores carreras, y se volverá a hacer en China.

Ahora mismo él como piloto, y su equipo, están en una buena posición. Pero ambos saben que es necesario mejorar, y que se tiene que trabajar sobre los puntos débiles que ya conocen. En McLaren son conscientes de que falta velocidad, algo que se está compensando con consistencia y picardía durante los momentos más importantes. Por otro lado, el objetivo es sumar puntos, el máximo posible antes de llegar al Gran Premio de España en Barcelona.

Para este Gran Premio de China, Carlos Sainz Jr. parte por delante de Alonso, desde la 9ª posición, con una buena oportunidad para entrar en puntos y resolver el problema de fin de carrera de Bahréin. Allí, el madrileño se quedó fuera de puntos por una posición, que perdió por falta de combustible a falta de apenas unas vueltas.