Si no hace mucho en Test Coches os adelantábamos que existen bastantes posibilidades de que Volkswagen vuelva a reeditar uno de sus modelos más míticos pero en versión eléctrica, ahora podemos hacernos una idea de cómo podría lucir el Volkswagen Beetle EV partiendo de la premisa de sus curiosas formas así como del hecho de que debería contar con cuatro puertas.

El diseño se lo debemos agradecer a la gente de Behance que, gracias a su buen hacer han conseguido interpretar cómo se vería el pequeño (ya no tanto) Escarabajo de la marca alemana, y el cuál adoptaría una mecánica completamente eléctrica así como un enfoque completamente pasional, algo que encaja en el concepto del vehículo.

Es curioso como aquellos modelos creados en un principio para mover de forma económica a todo un país (el Volkswagen Beetle en Alemania, el Mini Morris en Gran Bretaña y el FIAT 500 en Italia) han evolucionado con el paso de los años en modelos que no se compran con la cabeza sino con el corazón. Aunque por desgracia, alguno de ellos han ido añadiendo diferentes versiones para hacerlos más funcionales pero, al mismo tiempo, eliminando parte de su esencia.

En el caso de Volkswagen Beetle EV estaríamos evolucionando hacia un concepto más similar al original, al menos desde el punto de vista mecánico ya que pasaríamos de un chasis equipado con un motor ubicado en la parte delantera y una transmisión también delantera a otro en el que el motor estaría ubicado en la parte trasera y, por lo tanto, se movería gracias a la propulsión sobre las ruedas traseras.

Lo que no debería faltar en ningún momento es esa sensación de coche simétrico, con pasos de ruedas ensanchados y marcados además de formas muy voluminosas. ¿Volverá el coche hippie respetuoso con el medio ambiente?