El estadounidense Sean M. Mitchell ha establecido el primer récord de mayor distancia recorrida con una sola carga a bordo de un Tesla Model 3 tras haber conseguido completar la friolera de 810 km en una de las versiones equipadas con la batería de 75 kWh, la cual homologa 510 km según el ciclo EPA. Es decir, 300 km más de lo anunciado y aun conservando el 11% de energía almacenada en sus baterías.

Este ha sido un récord de los denominados hypermiling, es decir, que se busca realizar un recorrido prefijado intentando mantener el consumo ajustado incluso circulando a velocidades por debajo de las que normalmente se haría en tales condiciones.

Sean eligió un recorrido por el Medio Oeste americano (de Denver a Topeka en 18 horas) donde la orografía es muy llana, incluso el ligera pendiente descendiente y las carreteras cuentan con interminables rectas. Para conseguir los consumos de electricidad necesarios, circuló a velocidades de entre 50 y 60 km/h por una ruta de carreteras secundarias que tuviesen poco tráfico. El Tesla Model 3 estaba configurado en el modo Chill (ECO para entendernos), la frenada regenerativa se configuró al mínimo para poder utilizar al máximo la inercia y el Autopilot estuvo siempre desconectado.

Sin embargo en la última parte del recorrido las cosas no salieron como estaban previstas y el tráfico fue mucho más denso, lo que hizo que Sean desistiese y diese por finalizado el récord cuando el odómetro de su Tesla Model 3 marcaba 515,7 millas, es decir, unos 830 km.

El consumo total fue de 65 kWh o, lo que es lo mismo, 127 Wh/milla. El remanente de electricidad todavía almacenado en la batería, como decíamos, era de un 11%. De esta forma ha podido comprobar que, en un nuevo intento, fijará como objetivo superar las 600 millas recorridas con una sola carga, lo que viene a ser casi 960 km recorridos y muy cerca de los 1.078 km, que fue la distancia que consiguió recorrer un Tesla Modelo S el pasado año.