Blog de coches en español con noticias, pruebas y reportajes sobre modelos

Consejos para viajar sin problemas con tu caravana

0

Viajar con una caravana es toda una aventura que en muchas ocasiones nos permite disfrutar de zonas que en caso de hospedarnos en un hotel, nos resultaría imposible. Pero para viajar con una caravana enganchada a nuestro coche, debemos tener en cuenta más factores, que si sólo cargásemos el maletero antes de ponernos en carretera.

Es cierto que la temporada de vacaciones de verano está prácticamente en sus últimos días, pero pese a ello, queremos compartir con vosotros algunos consejos a tener en cuenta si os gusta viajar con una caravana.

La seguridad en la carretera empieza con los neumáticos apropiados, tanto para el vehículo tractor como para el remolque. Los neumáticos de invierno en verano pueden incrementar las distancias de frenado en más de un 30%. Igual de importante es la correcta presión de los neumáticos. Los neumáticos poco inflados no sólo comprometen tu habilidad para frenar y maniobrar con seguridad, sino que además consumen más combustible y se desgastan más rápido. Además deberías tener en cuenta que si tu vehículo está completamente cargado, tendrás que aumentar la presión de los neumáticos.

El mínimo legal permitido de la profundidad del dibujo es de 1,6mm. La forma más fácil de determinar la profundidad es utilizando un medidor especial de la banda de rodadura, o el indicador del desgaste de la rodadura incorporado en tus neumáticos. Si los marcadores de la rodadura dispuestos de forma transversal al sentido de la marcha están al mismo nivel que el neumático, es el momento de reemplazarlo. Como resultado de las elevadas cargas en los viajes de vacaciones, incluso el menor daño en el neumático puede, en el peor de los casos, derivar en un pinchazo del neumático y, por lo tanto, en la pérdida del control de la dirección.

El equipo de seguridad estándar para cualquier viaje en coche debe incluir dos triángulos de emergencia, una caja de primeros auxilios y chalecos reflectantes. Antes de salir, deberías comprobar la fecha de caducidad del kit de primeros auxilios y el número de chalecos reflectantes. En muchos países hay que llevar un chaleco reflectante para cada pasajero.

Pasados aproximadamente ocho años, la mayoría de los neumáticos han perdido tanta elasticidad que las pequeñas grietas se hacen visibles. Incluso si el dibujo de la banda de rodadura está todavía bien, deben ser reemplazados, ya que un vehículo con neumáticos duros empezará con mayor facilidad a deslizarse en una carretera mojada, con fatales consecuencias para el remolque.

Por todo ello, os dejamos una sencilla lista de comprobaciones antes de arrancar con nuestro viaje:

Al cargar tu coche

  • Asegúrate de comprobar la carga especificada para el remolque. Una presión excesiva en el enganche alivia demasiada presión en las ruedas delanteras de dirección del vehículo tractor, mientras que una insuficiente e incluso negativa carga de apoyo (con el tráiler sobrecargado en la parte trasera) a menudo da lugar a que el remolque se deslice, por ejemplo en las bajadas. Es casi imposible recuperar el control de un remolque que ha  empezado a deslizarse.
  • ¡Nunca sobrecargues tu coche! Comprueba el peso total de la carga del vehículo, el enganche y la máxima carga útil del remolque.
  • Sólo un pequeño número de remolques están equipados con una rueda de repuesto. Los kits de reparación de neumáticos que incluyen una pistola de spray deben estar guardarse protegiéndolos de la luz directa del sol, ya que normalmente contienen gas propulsor inflamable. Los kits de reparación con un compresor son por lo tanto más prácticos. Sin embargo, estos solo pueden ser utilizados en agujeros con un diámetro máximo de 6 mm. Más aún, únicamente están previstos como reparadores rápidos que te permiten conducir hasta el distribuidor de neumáticos más próximo.

Asegúrate de comprobar todo antes de salir de viaje

  • Comprueba la profundidad del dibujo: la profundidad mínima legal es de 1,6 mm alrededor de todo el contorno del neumático.
  • Comprueba la presión de los neumáticos: con una carga máxima, la presión de los neumáticos se debe incrementar según corresponda.
  • Revisa tus neumáticos por si hubiera algún daño.
  • Comprueba la antigüedad de tus neumáticos: los últimos cuatro dígitos del número DOT que aparece en el costado del neumático indican la fecha de fabricación. Los dos primeros dígitos señalan la semana. Los números tercero y cuarto son los dos dígitos finales del año de fabricación.
  • ¿Tienen tus neumáticos un adecuado índice o capacidad de carga? Tu distribuidor de neumáticos te podrá aconsejar sobre los neumáticos adecuados a la carga de tu remolque. Bridgestone ofrece una amplia gama de neumáticos para todas las aplicaciones.
  • ¿Funcionan correctamente tus intermitentes, luces de frenado y luces de la matrícula? Esto especialmente importante cuando se viaja a países en los que el uso de las luces durante el día es obligatorio, como Italia o Suecia.
  • ¿Funciona el frenado por inercia? Cuando realice una comprobación de los frenos, pregunta a una segunda persona si los frenos del remolque funcionan correctamente.
¿Qué coche me compro? - ¡Te ayudamos a escoger y resolvemos tus dudas!

Uso de cookies

Como cualquier web, TestCoches utiliza cookies, y si continuas navegando aceptas nuestra política. Puedes leer más en la política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies