Antes de su presentación oficial, el Mazda CX-5 2017 posa para la cámara por primera vez, en un teaser con el que el fabricante ha anunciado que se presentará en Los Ángeles. Es decir, el próximo mes de noviembre; aunque al mercado europeo no llegará hasta el próximo año 2017 introduciendo una evolución del lenguaje de diseño KODO, ya visto en el Miata.

Uno de los puntos clave del nuevo Mazda CX-5 (2017) es precisamente eso, que va a modernizar su diseño basándose en el lenguaje KODO que, como sabemos por el Mazda MX-5, es bastante más deportivo y sobrio que la línea actual del CX-5. Vale que hablamos de un SUV, pero como se puede ver en el teaser contará con unas ópticas más rasgadas en el frontal y la zaga, además de una línea general más angulosa.

comparativa mazda cx-5 2017

El Mazda CX-5 2017 pierde músculo en su diseño

¿Quién dijo que perder músculo era malo? En el Mazda CX-5, como comentábamos, está a punto de ocurrir. Las formas salientes de su cintura y pasos de rueda van a ceder en favor de líneas más delgadas y angulosas, con protagonismo de las ópticas –como adelantábamos-, y de la parrilla de mayores dimensiones. Es evidente que tomará las bases del Mazda CX-4, y eso sin lugar a dudas es buena idea.

Lo que sabemos sobre él es que contará con tecnología Full LED para las ópticas frontales y traseras, y que renovará su interior para integrar una pantalla táctil más grande y con posición sobre elevada, albergando el sistema Mazda Connect. Pero el dato clave está en su plataforma, que ha evolucionado para ser más ligera y proporcionar un interior más espacioso. De lo que no se sabe nada, por el momento, es sobre la gama de motores con que estará disponible el próximo año 2017, que es cuando llegará a los concesionarios de España.