Hay quien hace de la carretera un circuito, y evidentemente no es una buena idea. Menos aún cuando, en realidad, te va a salir más barato alquilar un circuito que pagar una multa por exceso de velocidad, y evidentemente en pista está garantizada la seguridad. Pero no son estas las únicas diferencias, y lo que deberías saber es que alquilar un circuito para exprimir el motor de tu coche te puede salir por apenas 15 euros, aunque también hay paquetes mucho más completos, y además no solo vas a tener que contar con lo que te cuesta cerrar la pista ‘un rato’ para ti.

Por partes, que siempre es mejor. Lo primero que debes saber es que no sólo existen los circuitos de Fórmula 1 y Moto GP, sino que hay muchos más repartidos por la geografía española, y por supuesto a lo largo y ancho del mundo. Ahora bien, si nos centramos en nuestro país, probablemente los más populares sean el Circuito de Albacete, el Jarama en Madrid, Motoroland (Aragón) o el de Montmeló, Barcelona entre algunos otros.

El precio de un circuito parte desde apenas 10 euros

El precio de alquilar un circuito por ejemplo el tan popular por las competiciones de élite Montmeló, es de tan solo 49 euros para una tanda libre de 30 minutos. Un precio muy bajo para los que realmente tienen el capricho de sacar todo lo posible de su vehículo, ya sea una moto o un coche, pero que podemos llevar algo más allá pagando 53 euros para reservar también un box. Y evidentemente, también puedes hacer una reserva de día completo por 2.100 euros, un capricho que quizá ya no esté al alcance del bolsillo de cualquiera. La cuestión es que estos 2.100 euros se pueden repartir entre 50 pilotos, así que la gracia sale a 420 euros por cabeza para un día completo.

Pero dentro de nuestro país este es uno de los circuitos caros. Algunos tienen un precio algo superior, pero para hacerte una idea las tandas libres con una duración de 20 ó 30 minutos tienen este precio, de 10 a 50 euros por lo general.

Tienes la pista, pero prepara el bolsillo para tu coche…

Rodar algo más rápido de lo que permite la ley en una carretera ya es un importante desgaste mecánico para tu vehículo. Sobre componentes como el sistema de freno, el embrague o evidentemente los neumáticos. Pero si piensas que ir a un circuito va a ser más de lo mismo, olvídate. Es más, te sorprenderá cómo puede salir tu coche, realemente, después de pasar 20 ó 30 minutos a fondo por un circuito. Por lo tanto, aunque esos 15 euros de un circuito para dar vueltas libremente durante un máximo de 30 minutos están bien, muy accesibles, pero no te olvides de que están hechos para coches de competición, y probablemente el tuyo no lo sea. Y también están pensados para bolsillos de competición, y eso significa que probablemente tengas que cambiar tu juego de neumáticos nada más salir de allí, y más de lo mismo con los frenos.