Los Ford Fusion Híbridos totalmente autónomos llegarán a las calles de California el año que viene, como consecuencia del crecimiento del Centro de Investigación y Desarrollo de Ford en Palo Alto.

Relacionado: “6 motivos en contra de los coches autónomos”.

Ford ha entrado a formar parte de manera oficial del Programa de Pruebas de Vehículos Autónomos de California para llevar a cabo sus tests con vehículos autónomos en carreteras públicas. Estas pruebas suponen un avance más en el programa de vehículos autónomos que la marca del óvalo lleva desarrollando desde hace una década y un elemento clave del Ford Smart Mobility, el plan para llevar a la compañía al siguiente nivel en materia de conectividad, movilidad, vehículos autónomos, experiencia de usuarios, data y analíticas.

Su Centro de Innovación y Desarrollo de situado en Palo Alto es uno de los centros de investigación automovilística más grandes de la zona, y cuenta con un equipo compuesto por más de 100 investigadores, ingenieros y científicos. El nuevo laboratorio de investigación fue inaugurado en enero, ampliando la presencia de Ford en Silicon Valley, que se remonta a 2012.

El ochenta por ciento del equipo de Palo Alto proviene del sector tecnológico. El 20 por ciento restante está compuesto por empleados de Ford llegados de Estados Unidos, China, Alemania y Australia que aportan sus conocimientos en ingeniería y diseño del automóvil.

“Nuestro equipo de Palo Alto ha crecido de manera significativa este año, utilizando la investigación y la innovación para explorar y desarrollar soluciones futuras de movilidad”, afirma Mark Fields, presidente y director ejecutivo de Ford. “Estamos atrayendo a los principales talentos de todo el mundo para que forme parte de nuestro equipo en Silicon Valley, incluidos empleados de compañías tecnológicas y universidades locales que quieren mejorar la vida de la gente cambiando la manera en la que se mueven”.