La mayoría de los fabricantes se toman muy en serio la seguridad de sus modelos, desarrollando y equipando cada vez más sistemas de seguridad activa como pasiva. Y antes de su comercialización se someten a los test de Euro NCAP en los que se analizan esos sistemas y se puntúa la seguridad que ofrece el vehículo, tanto a sus ocupantes como a los peatones en caso de atropello.

Otros resultados de los test Euro NCAP

En esta ocasión, los modelos que se han sometido a las pruebas de choque y a los test de Euro NCAP son el nuevo trío de vehículos de ocio que ha sacado el grupo PSA en colaboración con Toyota, nos referimos al Citroën Spacetourer, al Peugeot Traveller y al Toyota Proace.

Los tres modelos son idénticos, y salvo por algunos retoques visuales, comparten las mismas características técnicas, los mismos niveles de equipamiento y los mismos sistemas de propulsión, por lo que no nos debe extrañar que los tres modelos hayan conseguido la misma puntuación tras someterse a las pruebas de choque de Euro NCAP. Exactamente han conseguido la máxima puntuación posible, cinco estrellas.

Los tres vehículos de ocio han conseguido una puntuación del 87% para los ocupantes adultos, cifra que aumenta hasta el 91% para los ocupantes infantiles. En caso de atropello han logrado obtener una puntuación del 64% para los peatones, mientras que los sistemas de seguridad que equipan les hacen merecer un 78% de nota.

Estos tres modelos son un intento de PSA y Toyota por ofrecer unos productos competitivos en el segmento de los vehículos comerciales y de ocio ligeros. Pese a que se dieron a conocer hace algunos días, ninguna marca ha ofrecido todavía datos más concretos sobre ninguno de ellos.

Los nuevos Citroën Spacetourer, Peugeot Traveller y Toyota Proace harán su debut oficial en marzo de 2016, en el Salón de Ginebra, y serán producidos en la planta que tiene PSA en Valenciennes, Francia.