La división premium del Grupo PSA, que engloba también a Citroën y Peugeot, tiene entre sus planes de futuro un modelo SUV premium que pretende plantear problemas al Nissan Juke. Del segmento B-SUV, concretamente, con unas dimensiones reducidas y centrado especialmente en ofrecer las máximas calidades en el equipamiento y calidades en el interior, así como un diseño elegante y la mejor experiencia de conducción para este segmento.

El SUV de DS promete unas prestaciones superiores

El planteamiento de DS con su SUV parece enfocado a competir con modelos como el Nissan Juke, Renault Captur, Peugeot 2008 y otros de corte generalista. Al mismo tiempo, sin embargo, la filial premium del Grupo PSA planteará una alternativa a modelos premium del mercado, donde entran opciones como el Audi Q1 y el MINI Countryman de nueva generación.

Relacionado: SUV 2016: Todas las novedades que veremos el próximo año

Un B-SUV compacto de DS, la marca premium del Grupo PSA

DS está persiguiendo la distinción, y el reconocimiento de sus consumidores diferenciándose en aspectos clave como la calidad de acabados, pero también en la experiencia de conducción. Según los planes que conocemos, estaría basado en una nueva plataforma modular que compartiría con el DS3 y el Peugeot 208, la nueva generación de ambos modelos. Por lo tanto, en cuanto a la fecha no podemos pensar en algo anterior al año 2018 para su lanzamiento, aunque se espera que veamos antes algún prototipo, probablemente durante el año que viene.

Como adelantábamos, aunque planteado para entrar en un segmento donde el Nissan Juke es uno de los líderes en ventas, su enfoque premium estaría trazado para competir también con modelos como el Mazda CX-3, el Audi Q1 o el MINI Countryman. Teniendo en cuenta la fecha prevista para su lanzamiento, se especula con que su mecánica pueda venir dada por los bloques 1.2 PureTech y 1.5 BlueHDI.

Quizá también te pueda interesar…