La tercera generación del compacto de Mazda lleva entre nosotros un par de años, y fue el primero en estar diseñado bajo el estilo Kodo con el que la marca japonesa ha ido renovando el resto de sus modelos, como el Mazda MX-5. El Mazda 3 se ofrece con dos tipos de carrocería, la versión hatchback de 5 puertas y la versión sedán de 4 puertas, y con una amplia gama de motores gasolina, y, hasta ahora, tan sólo había una opción diésel.

El motor 1.5 Skyactiv-D estará disponible para el Mazda 3 Hatchback y Sedán

El único motor diésel disponible para el Mazda 3 era el 2.0 Skyactiv-D de 150 cv, un motor más que suficiente, al que ahora se une el nuevo 1.5 Skyactiv-D de 105 cv, un motor que ya equipan otros modelos de la marca nipona como el Mazda 2 o el nuevo SUV compacto el CX-3.

Las prestaciones del Mazda 3 equipando este motor 1.5 diésel de 105 cv son algo discretas, pero seguramente basten para satisfacer a la mayoría de los posibles compradores. Este propulsor entrega una potencia máxima de 105 cv a 4.000 rpm y un par motor de 270 Nm constantes entre las 1.600 y las 2.500 rpm. Es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en unos modestos 11 segundos, y alcanza una velocidad máxima de 187 km/h, pero la parte positiva la encontramos en que ofrece un consumo medio homologado de sólo 3,8 litros a los 100 km en ciclo combinado.

Como ya  hemos dicho, este motor está disponible en ambos tipos de carrocería, hatchback y sedán, y en todos los niveles de acabado.Se asocia a una caja de cambios manual de seis velocidades, que, como opción exclusiva en el Mazda 3 Hatcback se podrá equipar una transmisión automática de seis relaciones.

Por ahora no conocemos los precios del Mazda 3 con este motor para el mercado español, pero en Inglaterra tiene un coste de 18.895 libras.